NACIONALES 

Un hijo del expresidente de Honduras, Porfirio Lobo Sosa, fue asesinado en una masacre

en la que perdieron la vida cuatro personas en horas de la madrugada de este jueves cuando salían de una discoteca ubicada en un edificio comercial del bulevar Morazán, de Tegucigalpa, Francisco Morazán.

El exmandatario hondureño identificó a su hijo como Said López Bonilla, de 23 años. Asimismo, entre las víctimas se encuentra un sobrino del general retirado Romeo Vásquez Velásquez, identificado como Luis Zelaya.

Entradas relacionadas

Dejar un comentario